17 May 2014 ~ 13 Comentarios

El Gran Debate

por Carlos Alberto Montaner

Hayek

Hace exactamente 70 años el economista austriaco Friedrich Hayek publicó Camino de servidumbre. El libro, un best seller en su tiempo, conserva (casi) toda su vigencia en esta América Latina nuestra que no aprende de sus errores ni olvida sus peores comportamientos. Tres décadas después de publicar su obra más conocida, la academia sueca le otorgó el Premio Nobel de Economía en 1974.

¿Qué dijo Hayek en su famoso libro? Algo muy importante: que la planificación centralizada por el Estado va en contra de las libertades y del progreso. Nos empobrece espiritual y materialmente.

¿Por qué? En esencia, aunque no lo explicó Hayek de esa manera, porque la libertad es el ejercicio pleno de la facultad que tenemos de tomar decisiones y construir con ellas nuestras vidas de acuerdo con nuestros valores, intereses y querencias.

Cuando el Estado decide por nosotros lo que supuestamente nos conviene, además de empobrecernos, nos genera un profundo malestar. Ese tipo de Estado deja de ser un conjunto de instituciones a nuestro servicio y bajo nuestras órdenes, y pasa a convertirse en nuestro amo y señor. Nos somete a la más vil servidumbre.

Sucedió en Cuba, como ha ocurrido siempre en los Estados totalitarios, cuando el gobierno estableció los libros que debíamos leer y los que debían ser destruidos. Cuando unos revolucionarios iluminados decidieron las verdades que ya habían sido establecidas y hasta el modo en que nos debíamos ganar la vida.

Incluso, escogieron las personas a las que debíamos querer o detestar, como ocurrió cuando se dio la orden de interrumpir los lazos con los “gusanos” que habían abandonado el país y se rompieron parejas, y padres, hijos y hermanos dejaron de hablarse. O cuando se persiguió a los homosexuales porque el Estado, cruelmente, había hecho metástasis a la zona afectiva y había decidido controlar las emociones de las personas para hacerlas felices y obligatoriamente “normales” mediante la reeducación que se lograba maltratándolas en los campos de caña.

Al margen de lo que Hayek escribió en Camino de servidumbre, hay un elemento esencial que mantiene la vigencia de la obra siete décadas después de haberse publicado. Del texto se desprende el rol que debe desempeñar el Estado en su relación con la sociedad, y, sobre todo, el que no debe jugar porque todos acabamos perjudicados.

No es verdad que el Estado, una entelequia manejada por personas, como todas, que tienen sus intereses, preferencias y clientelas políticas, es capaz de definir el “bien común” y actuar eficientemente y con sentido de la justicia. Lo demostró otro Premio Nobel de economía de la misma cuerda de Hayek, James M. Buchanan, con sus estudios sobre la “elección pública”.

No es verdad que el Estado debe elegir "triunfadores” y “fracasados” o asumir la función de repartidor de bienes para igualar los resultados del trabajo. Suele hacerlo mal, distorsiona y reduce el proceso de creación de riquezas y demoniza los logros económicos como si fueran actos vergonzosos.

Entre las decisiones sesgadas de los funcionarios convertidos en comisarios, supuestamente transformados en píos agentes de una improbable justicia social, y el mercado, conformado por las decisiones libres de millones de personas, el mejor resultado, el que suele conducir al desarrollo y eleva el nivel de vida de toda la sociedad, es el que se deriva del mercado que es, sin duda, una expresión de la libertad.

Al principio de esta nota subrayé que Camino de servidumbre conserva casi toda su vigencia. ¿En qué falla? Tal vez en suponer que el socialismo conduce inevitablemente al totalitarismo. No siempre es cierto. Los socialistas inteligentes aprenden de la experiencia y pueden rectificar.

Lo hicieron los suecos ante la crisis económica de los años noventa provocada por los excesos del Estado de Bienestar. Termino con un párrafo de Mauricio Rojas, un chileno del socialismo carnívoro que llegó a Suecia exiliado tras el golpe de Pinochet, allí adquirió un doctorado en economía, evolucionó intelectual y emocionalmente, y llegó a ser miembro del parlamento sueco representando al partido de los liberales.

Dice Rojas, hoy de regreso en Chile, muy preocupado por las medidas que está tomando la señora Bachelet:

“Sería muy lamentable emprender un camino, el del gran Estado-patrón, que otros han tenido que desandar. Se puede construir un Estado del bienestar distinto, que una la fuerza creativa de la competencia, la diversidad y el capitalismo con un profundo compromiso solidario, pero para ello no hay que dejarse llevar por las consignas de quienes creen tener la razón por el simple hecho de gritar más alto”.

13 Responses to “El Gran Debate”

  1. SB 17 May 2014 at 6:33 pm Permalink

    No hay la menor duda de que el gobierno, cualquiera que sea, nunca reemplaza a la empresa privada al satisfacer las necesidades y deseos de las personas mediante el intercambio voluntario, sin coerción ni el abuso que inevitablemente viene del estado, que termina premiando a los mejor conectados políticamente, premiando al mediocre y castigando al emprendedor y al buen trabajador. Hayek estaba en lo correcto, pero también hay que recordar, como dijo Von Mises, que al gobierno le es imposible calcular la economía, decidiendo arbitrariamente los precios y la oferta y demanda de productos y servicios. Por eso siempre fracasa el socialismo en cualquiera de sus nombres, grados o formas. Ni siquiera los sistemas de salud deben dársele al estado porque este siempre los vuelve corruptos, ineficientes y peligrosos. En debate están las pocas funciones que deberían atribuirse al gobierno, si es que alguna, aparte de las fuerzas militares, los tribunales y una que otra oficina diplomática.

  2. Augusto de la Torre Casas 18 May 2014 at 2:18 am Permalink

    Para mí lo peor del comunismo es la humillación a que somete a los ciudadanos, a quienes se obliga a ser, estar, pensar, hablar, actuar, como los iluminados dirigentes megalómanos y a la vez listos y estúpidos piensan y quieren que el pueblo sea, así como ellos deciden que sea. En Cuba mis hijos “aprendieron” que la hez del planeta (Noriega, Mugabe, Ceausescu, Mao, Stalin, etc.) era lo mejorcito del planeta. A estas alturas, todavía mi hija cree que Fidel no es un dictador lleno de odio hacia todo aquel que no piensa como él. 56 años son demasiado. Cuba no volverá a ser la misma hasta dentro de unas cuantas décadas, y yo, confieso mi pesimismo, creo que nunca volverá a ser la misma, al menos socialmente: habría que crear un nuevo pueblo.
    Augusto Lázaro

  3. Hector L.Ordonez 18 May 2014 at 8:06 am Permalink

    este senor es un neoliberal,reconocido!Pero hay ciertas cosas de Hayek que estoy de acuerdo!En otras no!.

    • David 20 May 2014 at 6:36 pm Permalink

      Definí “neoliberal”.

  4. el inagotable 18 May 2014 at 8:37 am Permalink

    En un rato regreso … y tratare de escribir algo serio. Copio

    El inagotable … que se la pasa hablando mal de los comunistas, hoy se levanto con la pata izquierda y quiere descargar en contra de los jerarcas de esta otra orilla. que tambien le han amargado la vida bastante.

    La imagen de varones o titanes de la industria que se la pasan innovando y lanzan ideas practicas y novedosas ademas de originales procesos, mercaderias y gadgets al publico pudiera ser cierta… pero yo me he topado mas bien con administradores
    estresados, abrumados por el peso de regulaciones burocraticas y temerosos de que puedan ser dejados fuera de sus empleos si las ganancias que ofrecen los libros no son suficientemente estimulantes para codiciosos accionistas y que se convierten, por tanto en verdaderos azotes para la empleomania.

    En una compannia de seguros en la que trabaje, pongo de ejemplo,
    disennaron un “parlamento” horrible con el cual debiamos responder al telefono:
    “Gracias por llamar a “Poderosa insurance, la solucion ideal para sus finanzas, ya sea protegerse contra todo tipo de eventalidades
    asegurar su retiro, rellenar su declaracion de impuestos….. Ji Ji Ji
    y aquello era una tortura china.

    Yo los entiendo. Ellos quieren que la gente que llame, aunque sea por error, se entere inmediatemente de lo bueno que somos y todos los servicios que realizamos, Hoy, probablemente, el potencial cliente o el que se equivoco porque solo trataba de comunicarse con su prostibulo favorito, solo necesita el seguro minimo que la ley le obliga llevar para meter su Toyota Corolla por la Interestatal 836, sin meterse en lios si la policia lo llega a parar; pero mannana a lo mejor este en planes para
    quizas, comprar una mansion, arreglar su piscina financiar la educacion de sus hijos o simplemente
    tomar un prestamo , de esos leoninos que alli daban , porque no tiene ni donde caerse muerto.

    Pero los propositos de las corporaciones chocan, a menudo, con los nuestros. Mi interes es, naturalmente, salir lo mas rapido possible del aburrido telefono y del cargante cliente. La oficina tiene, normalmente, internet de alta velocidad y alli puedo distraerme leyendo el periodico, o, Por que no?
    metido un rato en mamacitas, com.

    Al cliente, por su parte, lo que le interesa es que le vendan el seguro que marca la ley (le llaman Pi Ai PI, a precio bajo y lo mas rapidamente possible.

    Naturalmente, como tipo listo que soy Je Je, No entraba en mis planes ni perder mi empleo por dejar de soltar semejante descarga; ni martirizar a la gente que llamaba , casi siempre, para asegurar su auto.

    Solucion:

    Gracias por llamar a “Poderosa insurance, !Ag ! Ag! !Eg! !Eg! Disculpe.

    Ahi Introducia una pausa para aclararme la garganta.

    Si se daba el caso que me llamaba mi superior, este esperaba que yo me repusiera y le tenia que dispararle la descarga completa

    Pero…

    Si se daba el caso de que el tio del otro lado de la linea era un cliente , alli mismo me interrumpia:

    “Oye, Tomate un vasito de agua. Yo te llamaba para ver en cuanto me sale asegurar mi Toyota Corolla del anno 2000. Buscame lo mas baratico qe tengas”

    Porque si un tipo llama, con la velocidad con que se vive en estos lares y le sueno por la cabeza ese parlamento que suena como una matraca:

    “Gracias por llamar a “Poderosa insurance, la solucion ideal para sus finanzas, ya sea protegerse contra todo tipo de eventalidades
    asegurar su retiro, rellenar su declaracion de impuestos/
    … lo mas probable es que me interrumpa y me diga:

    !Conno, compadre. Yo solo quiero que me consigas un hijoputa seguro”

    …Continuara.

  5. el inagotable 18 May 2014 at 9:40 am Permalink

    En el comentario se debe al menos mencionar al
    artículo de Ludwig Von Mises “El Cálculo Económico en la Comunidad Socialista”, escrito en 1920, que da inicio al debate sobre la imposibilidad de un socialismo racional.

  6. Ernesto 18 May 2014 at 11:54 am Permalink

    Gracias
    Muy buen artículo
    Gracias de nuevo por su trabajo y empeño

  7. Manuel Alexis Carbajal Bruzon 18 May 2014 at 12:06 pm Permalink

    El gobierno dedica Muchos Recursos para mantenernos “informados”, todo el mundo dentro de Cuba (menos 5 ó 6 personas que he conocido en toda mi vida, tengo 40 años) prestaba muy poca atención a esos espacios o simplemente los apagaban. En ellos no se hablaba de los problemas internos y como arreglarlos, sino que se daba una evaluación irreal de ellos y se decía lo que se estaba haciendo que era lo mismo que se había hecho toda la vida, por tanto el problema seguiría su tranquila permanencia por generaciones más y todas esas “informaciones” comenzaban o terminanban, por supuesto Echando la Culpa de Todos los Males al Enemigo Implacable de Todas las Revoluciones, ya saben…. Ese tipo de “información” tambien está en las redes y los sitios donde se replica el método que persigue el objetivo de seguir creando la imagen ante el mundo de Cuba paraíso en todos los aspectos, encantando ilusos incluso, como dije, ilusos que viven dentro y por algún motivo quedan bajo el embrujo de ese bombardeo, como han quedado pueblos enteros (los nojudíos de la Alemania nazi por ejemplo). Como se que Silvio Rodriguez no me va a publicar esto, acá te lo dejo Montaner. Soy Médico Cubano, trabaje para las misiones de Fidel en Venezuela (3 años) y en Paquistán(5 meses) por supuesto ahora fuera de Cuba, sinó no me hubiera atrevido a publicar esto, de haberlo hecho ¿de que hubiera vivido? De mi familia, que el mundo dentro de Cuba (paraíso), se les viene abajo.

  8. Juan Pueblo 18 May 2014 at 12:52 pm Permalink

    Lo más triste, no son los grandes errores que se han cometido en busca de una quimera como es el ESTADO PATERNALISTA, lo terrible es que mandatarios “cultos y responsables” miren y no vean lo que les ha pasado a los estados paternalistas que han existido y quieran seguir SACRIFICANDO a sus pueblos.

  9. el inagotable 18 May 2014 at 9:03 pm Permalink

    Ninguna doctrina economica puede ser tomada al pie de la letra.

    Consideren por ejemplo el renacimiento de

    las firmas automovilísticas estadounidenses luego del rescate

    gubernamental. En la doctrina de laissez faire de Hayek no se

    justificaba sacar a esa industria de la bancarrota de 2009.

    • David 20 May 2014 at 6:57 pm Permalink

      En la doctrina laissez faire de Hayek, o sea, en el capitalismo laissez faire de libre mercado, las firmas automovilísticas no tuvieron jamás que ser rescatadas en el 2009, así como los bancos en las crisis financiera del 2008. Los rescates no tienen nada que ver con el capitalismo laissez faire. Las automotrices y los bancos que tenían que quebrar, tenían que quebrar.

  10. EZEQUIEL JETHMAL 19 May 2014 at 7:02 am Permalink

    La creatividad e innovación a todos los niveles es superlativamente superior en “Las Sociedades Abiertas” (sic Popper) que en las comunistas que son típicamente distribuidoras de la prosperidad que no crean. Los contrapesos sociales contra las desigualdades e injusticias hacen que las sociedades sean cada vez mejores mientras el cerebro humano continúa su inexorable evolución (plasticidad cerebral) que jamás se ha detenido. Es precisamente el cerebro humano en su naturaleza íntima, el imperceptible director de la orquesta social…….que poco a poco se hace más armónica.

  11. CLARA HERNANDEZ 19 May 2014 at 1:11 pm Permalink

    “Al principio de esta nota subrayé que Camino de servidumbre conserva casi toda su vigencia. ¿En qué falla? Tal vez en suponer que el socialismo conduce inevitablemente al totalitarismo. No siempre es cierto. Los socialistas inteligentes aprenden de la experiencia y pueden rectificar”

    *****************************************************
    Estoy de acuerdo con su pensamiento, el problema radica en que por desgracia y en su mayoria, los socialistas quieren ir rumbo al comunismo, que le permita crear una dictadura, que a su vez les permita perpetuarse en el poder, por eso prefieren convertirse en los “padres” proveedores del pueblo.


Leave a Reply