23 July 2016 ~ 0 Comentarios

El Interamerican Institute for Democracy crea la Orden de los Caballeros y Damas de la República

Carlos Alberto Montaner
Interamerican Institute for Democracy
22 de julio de 2016, Miami

El InteramericanInstituteforDemocracy ha creado un reconocimiento muy especial que, esperamos, en breve se desarrolle como una especie de Orden: la Orden de los Caballeros y Damas de la República. Pronto explicaré por qué y para qué.

Este galardón, “República”, se otorga a algunas personas que han hecho sacrificios especiales o aportes muy singulares encaminados a mejorar  la calidad de la convivencia dentro de nuestras naciones.

Las dos primeras distinciones han sido asignadas al Dr. Virgilio Beato, insigne médico cubano que este año, dentro de pocos meses, cumple un siglo de fecunda vida como profesional y como ciudadano que jamás ha olvidado sus deberes cívicos.

Al Dr. Beato, como cubano con una larga vida, ha debido afrontar diversas calamidades y sacudidas violentas. Entre ellas la llamada Revolución de 1933 que depuso al dictador Gerardo Machado; los siete años de mano dura que le siguieron; el golpe del dictador Fulgencio Batista en 1952 y su consiguiente gobierno inconstitucional; la rebelión que se desatara; y el establecimiento de una tiranía comunista a partir de 1959, lo que eventualmente provocó el exilio de Beato.

En todos esos tristes episodios, Virgilio Beato ha estado junto a la libertad y la democracia, defendiendo los valores y principios de la República, sin reparar en los peligros que ello le acarreara.

La otra persona que hemos querido honrar es la periodista venezolana Ana Díaz. Muy joven, a los 24 años, en el 2004, Ana Díaz creó noticierodigital.com, el primer medio latinoamericano consagrado a darle voz a los que tenían algo que manifestar y carecían de formas de hacerlo.

Dos años más tarde, convencida de que informar era la manera más directa de defender las libertades que el chavismo iba debilitando paulatinamente, creó Noticias24.com, uno de los portales más exitosos, visitados e importantes de América Latina.

Hemos querido que los dos primeros galardonados no sean políticos profesionales –aunque en el futuro seguramente los habrá–, sino dignos representantes de la sociedad civil, dado que una verdadera república sólo puede subsistir si existe un número notable de ciudadanos virtuosos capaces de sostenerla.

El Interamerican Institute for Democracy surgió y existe con el objeto de defender los elementos esenciales del Estado de Derecho que caracteriza a las democracias liberales.

Utilizo conscientemente el adjetivo “liberales” en la expresión“democracias liberales”, para subrayar nuestra distancia emocional e ideológica de la regla ciega de la mayoría, como la empleada en la supuesta democracia de Irán, o en las falsas democracias colectivistas surgidas, primero, en torno al catastrófico experimento soviético, y luego junto al llamado Socialismo del Siglo XXI, hoy felizmente fracasado.

¿Por qué un galardón en defensa de la República?

Una de las expresiones más acabadas de la democracia liberal  es la República con todos sus atributos. Aquí señalamos siete reglas de identidad absolutamente imprescindibles en un verdadero estado republicano.

  • Sometimiento voluntario a la regla de la mayoría, pero dentro de un marco constitucional que garantice el respeto a las minorías y a los derechos individuales.
  • Igualdad ante la ley y la colocación de todos bajo su imperio.
  • Separación de poderes y sometimiento voluntario e irrestricto a un poder judicial realmente independiente formado por juristas notables.
  • Elecciones periódicas, libres, equitativas y honradas entre diversas formaciones políticas.
  • Austeridad y sobriedad por parte de funcionarios elegidos de acuerdo con las normas de la meritocracia.
  • Total transparencia en los actos de gobierno y la humilde aceptación de los mandatarios de su condición de servidores públicos.
  • Tolerancia y cordialidad cívica con todos aquellos que tienen formas de vida que no compartimos o conductas que desaprobamos, pero que no son ilegales.

Vayamos ahora a esta Orden que hoy creamos.

La palabra orden tiene 21 entradas en el Diccionario de la Real Academia de España. Posee un amplísimo campo semántico.

La entrada 18 dice lo siguiente: Orden. Cada uno de los institutos civiles o militares creados para premiar por medio de condecoraciones a las personas con méritos relevantes. [Por ejemplo] Orden de Alfonso X el Sabio.

Pero la entrada que la antecede también posee una cierta importancia para nosotros. La anoto: Orden. Mandato que se debe obedecer, observar y ejecutar.

Pues bien, esta Orden de los Caballeros y Damas de la República que hoy creamos, pretende señalar a unas personas extraordinarias que se han distinguido en el ámbito de la defensa de los valores republicanos para que se propague el ejemplo y sean imitados por otros ciudadanos.

En nuestros países necesitamos role models como estas dos personas hoy galardonadas. Terminemos con una conocida frase martiana: Honrar, honra. El Interamerican Institute for Democracy se siente y se sabe muy honrado al hacer este reconocimiento.

Print Friendly

Leave a Reply