01 August 2011 ~ 5 Comentarios

Eliseo Alberto Diego y García (1951-2011)

por Carlos Alberto Montaner

Eliseo Alberto Diego

Era amable, simpático y un excelente escritor. Hijo de Eliseo Diego, uno de los mejores poetas del siglo XX cubano y de Bella García Marruz, y sobrino de Cintio Vitier y de Fina García Marruz. Lo traté poco, porque él se exilió en México y yo en España, pero me pareció una persona muy agradable e inteligente. Su libro Informe sobre mi mismo fue un golpe demoledor contra la dictadura cubana. En esa obra contó cómo la Seguridad del Estado, la implacable policía política cubana, lo había reclutado mediante diversas presiones para espiar a su propio padre, pese a que éste no era exactamente un opositor. La revelación cayó como una bomba en los medios intelectuales españoles y latinoamericanos que todavía conservaban ciertas simpatías por el régimen de los Castro: ¿qué clase de gobierno era ése que utilizaba al hijo de uno de los mejores escritores del país para buscar información contra su progenitor? Alguien tendrá que escribir la historia de esta familia talentosa y, a ratos, contradictoria (¿quizás Fefé, la hermana gemela de Eliseo?). Sería un libro fascinante que tocaría a figuras como Lezama Lima y Gastón Baquero, miembros del Grupo Orígenes, y luego continuaría con la generación de Eliseo Alberto.

5 Responses to “Eliseo Alberto Diego y García (1951-2011)”

  1. Orlando González-Guerra 1 August 2011 at 2:50 pm Permalink

    Familia talentosa y, ratos, contradictoria

    Es una frase que lo define todo. Converse y entreviste en ocasiones a sus tíos Fina y Cintio Vitier. Nunca pude comprender como una familia tan culta y trascendental pudo desarrollar el síndrome de Estocolmo.

    Ambos contaron-en privado-con mucha amargura cuando fueron purgados por su diversionismo ideológico por ser católicos militantes.

    Luego reaparecieron en el diapason cultural cubano con posiciones de apoyo al régimen y un agradecimiento a pequeñas migajas que le dejaron disfrutar los administradores de las mieles del poder.

    Pobre familia. El más libre ya no está.

    http://www.rtvpress.com

  2. Roland J Behar 1 August 2011 at 6:15 pm Permalink

    Conoci a Lichi Fefe y Rapi durante nuestra infancia en Arroyo Naranjo. luego nuestras vidas tomaron derroteros distintos pero siempre recuerdo sus salidas y comentarios inteligentes, a veces ironico. Hemos perdido.

  3. Nic 1 August 2011 at 7:46 pm Permalink

    Nuestro admirado Montaner es un hombre de cordialidad y respeto. Llamarle solo ‘contradictorio’ al clan Vitier-Diego-García Marruz es un ejercicio de suma tolerancia. Para mí el talento artístico o literario jamás justificaría la desvergüenza de un Cintio o la complicidad de una Fina o un Eliseo, por no hablar de los descendientes. En cuanto a Lichi, no creo que sea el momento de emitir ningún juicio sobre su vida y su obra. Diré nada más que, a pesar de no interesarme particularmente sus novelas (ni su biografía), me sobrecogió la noticia. Me sentí disminuido por el fallecimiento de otro miembro más de mi generación (que ya van siendo muchos), en este caso un coetáneo destacado que se va antes de tiempo y antes que el máximo culpable de nuestra dispersión por el mundo. No miento, ni exagero ni me trepo en la nota necrológica. Sentí su muerte.

  4. lazaro gonzalez 3 August 2011 at 7:39 pm Permalink

    off topic
    http://www.todoelmundohabla.com/2011/08/explosivas-declaraciones-del-lider.html

  5. Gracie Ornuelas 14 August 2011 at 5:24 pm Permalink

    Montaner ha tocado en sus comentarios durante muy pocas ocasiones el manejo del sexo por la dictadura comunista Cubana. Los comunistas Cubanos comenzaron a usar el sexo como un arma de manipulacion desde muy temprano en su gobierno, en realidad casi al comienzo con las Brigadas Alfabetizadoras Conrado Benitez, cuando por vez primera los jovenes podian alejarse de sus hogares sin la supervision paterna creando oportunidades idoneas para que menores de edad compartieran en forma promiscua sus primeros instintos sexuales. Casi todas las actividades patrocinadas por los comunistas siempre han envuelto el sexo libre como algo implicito y se ha estimulado subrecticiamente como uno de los beneficios de la participacion en esas actividades. Aun hoy, para ser breve, tenemos el caso de decenas de miles de Cubanos en el exilio, viajando a la isla en busca de sexo joven y barato, tal como hace el resto de los turistas sexuales y pederastas que continuan viajando fielmente al pais. Como estos turistas Cubanos se saben vigilados por las huestes castristas al haber entregado toda su informacion personal al MININT como requisito de entrada al pais no se atreven a mover un dedo en contra del regimen para no poner en riesgo el “beneficio” de ir a Cuba a acostarse con jovenes Cubanas/nos. Esto es un chantaje que aun hoy en dia los comunistas imponen a algunos miembros del exilio, sobre todo del exilio reciente.


Leave a Reply