12 April 2019 ~ 4 Comentarios

Karen a las 8: Con Carlos Alberto Montaner (Parte II)

Karen a las 8

Karen a las 8: Con Carlos Alberto Montaner (Parte 2) Segunda parte de la serie de 3 programas dedicados a Carlos Alberto Montaner, uno de los autores cubanos que, a través de sus libros de ensayos y de ficción, mejor ha descrito el destino de su país en la segunda mitad del siglo XX y en lo que va del XXI. Karen a las 8, es un programa variado que busca la espontaneidad de todos los invitados, sin formalidades, ni etiquetas. Karen Caballero propicia una conversación sin censura con temas universales, mostrando la realidad de las dictaduras, las violaciones de derechos humanos y la resistencia de los pueblos. De lunes a viernes de 8:00 PM a 8:30 PM.

Posted by Marti Noticias on Thursday, April 11, 2019

Segunda parte de la serie de 3 programas dedicados a Carlos Alberto Montaner, uno de los autores cubanos que, a través de sus libros de ensayos y de ficción, mejor ha descrito el destino de su país en la segunda mitad del siglo XX y en lo que va del XXI.

Karen a las 8, es un programa variado que busca la espontaneidad de todos los invitados, sin formalidades, ni etiquetas. Karen Caballero propicia una conversación sin censura con temas universales, mostrando la realidad de las dictaduras, las violaciones de derechos humanos y la resistencia de los pueblos. De lunes a viernes de 8:00 PM a 8:30 PM.
Ver menos

4 Responses to “Karen a las 8: Con Carlos Alberto Montaner (Parte II)”

  1. Víctor López 13 April 2019 at 12:25 am Permalink

    Que bonito CAM. Gallardia y coraje extraordinarios para su temprana edad. Como dijera Winston Churchill respecto de Dunquerque “aunque las guerras no se ganan con evacuaciones, esta tiene algo de glorioso”.

    Por entonces tendría yo unos diez años y era el perfecto idiota pampeano. Cuando ibamos a esas grandes reuniones familiares, prendíamos algún televisor y entonces… admiramos mucho a Castro y su pandilla. También nos reíamos mucho de los pobres diablos que fusilaban allí.

    Eran aquellos los nuevos dioses del chusmaje. Con sus habanos, sus barbas y sus pistolas, hacían furor entre las femeninas. Así fue como aprendí a reírme de las gentes y mis primitos encontraron el camino revolucionario de secuestrar, robar y matar. Mi futuro por entonces ya estaba resuelto, sería cazador de jabalíes.

    Las cosas no salieron exactamente así, me tocó rodar y aprender a golpes, también me escapé una vez. Había tenido la mala ocurrencia de volver a la Argentina y caí en Mendoza, ya había safado antes por poco en Chile y seguramente les pasaron mis datos.

    Cuando me trasladaron de “inteligencia” a la detención general, se produjo justo un motín, acababan de soltarme los brazos cuando comenzaron a golpear los tarros y hacer barullo los prisioneros. Los guardias corrieron y yo que andaba con el saco puesto, manotié mis documentos que estaban sobre la mesa y con paso seguro salí haciendo mrcial saludo prusiano al centinela jajaja… ahora solo me río de mi mismo.

    Mis primitos tuvieron peor suerte… tal vez volaron el Hércules. Nunca aparecieron.

    • Manuel 13 April 2019 at 4:06 pm Permalink

      cazador de jabalies?

    • Maximiliano Herrera 14 April 2019 at 8:01 am Permalink

      el castrismo es la tragedia de un pueblo, de generaciones y generaciones de cubanos, de millones de personas que han visto sus vidas destruidas o totalmente cambiadas por ese evento.
      Pero recordemos que ese evento no fue una casualidad, el pueblo cubano estuvo cavando su propia tumba, pidiendo a gritos el “hombre fuerte”, el macho con barba y “tabaco” que lo resolveria todo a punta de pistola.
      Me pregunto cuando los pueblos aprenderan de una vez por todas que esos tiranos son todos las mismas m…as, que lo unico que van a dejar es mas sufrimiento y una grande tragedia humanitaria.
      El error que hicieron ahora es muy dificil arreglarlo, es muy dificil quitarse de encima a un regimen que ha hecho gangrena en todos los sectores de la sociedad, donde hay hasta vecinos que oyen las conversaciones de las personas pegando el oido a la pared.
      Son errores que se pagan caro, muy caro. Sin embargo hay pueblos que sigue repitiendo el mismo error, ya vean Venezuela, Nicaragua y Bolivia.

  2. Maximiliano Herrera 14 April 2019 at 7:55 am Permalink

    Carlos alberto, hable mas duro por favor, casi ni se te oye ;-).
    Linda historia la verdad, es una pena si tu vida se termine sin que hayas visto una Cuba libre. Aunque tengas una super familia y seas feliz, creo que una pizca de amargura te queda por no haber podido volver a pisar tu propia tierra. Te lo deseo, pero cada dia que pasa me parece mas dificil.
    Un abrazo,caballero !


Leave a Reply