04 May 2015 ~ 9 Comentarios

La ley de la insensatez

por Modesto (Kiko) Arocha

Obama Castro

Hace más de cuatro meses, el pasado día de San Lázaro, el presidente estadounidense invocó un cliché del cual se ha abusado por años, al que se ha dado en llamar “ley de la insensatez” (insanity law), atribuido erradamente –según Google– a Einstein: “No podemos hacer lo mismo año tras año y esperar resultados diferentes”.

La ley de la insensatez se ha repetido constantemente, una y otra vez, sin provocar ninguna percepción diferente sobre ella en personas inteligentes. Ni es ley ni es sensata.

Mi abuelo campesino hubiera comentado mientras frotaba la hoja de su machete una y otra vez contra la piedra abrasiva: “ese dicho no siempre funciona”. Muchas veces el resultado deseado se obtiene por acumulación, después de la repetición incesante de lo mismo y lo mismo. Por mi parte, traté de vender mi viejo Chrevolet por $3,000 una y otra vez con el mismo resultado nulo. Hasta que lo vendí por $3,000. Según mi experiencia de veinte años en Estados Unidos –ahora mi país–, se le pudiera llamar “la ley del sueño americano”, esforzarse año tras año, con los mismos resultados, hasta al cabo triunfar a través de la persistencia, del no dejarse vencer. Usted, señor presidente, ha hecho lo contrario, se ha dado por vencido, y lo ha hecho ante la inminencia del colapso de un régimen enemigo de su país. Ha vendido esperanzas falsas a millones de personas a través de un dicho atractivo que no es más que un sofisma (argumentación falsa con apariencia verdadera).

Estados Unidos no es el único país que ha influido en la Isla durante los últimos cincuenta y seis años. Canadá, España, los países nórdicos, México, Argentina, Italia, Rusia, Venezuela…, han hecho lo mismo y lo mismo (ayudar a Cuba, darle créditos que no pagan) con los mismos resultados (el régimen de Cuba no cambió y no pagó). ¿Por qué señor, presidente, no le dijo a esos países que dejaran de ayudar a Cuba porque eso no ha funcionado?

Si el embargo no ha funcionado para eliminar el régimen —aunque nuca se lo propuso— es que porque el resto de los países no se sumó a él. Eso sí hubiera funcionado, como funcionó con el régimen de apartheid de Sudáfrica. ¿Por qué, señor presidente, no aplicó usted la ley de la insensatez para criticar a esos países por premiar una y otra vez al régimen, sin obtener resultados distintos?

Señor presidente, si el embargo no ha funcionado, menos ha funcionado el régimen de Cuba en hacer de la Isla una nación libre y próspera haciendo lo mismo año tras año. ¿Por qué no exigió de Cuba que dejara de hacer lo mismo?

La ecuación del destino de Cuba no tiene como única variable los Estados Unidos. La más importante es Cuba misma, como lo demuestra la historia. Quien espere que ese factor cambie, omite la naturaleza maquiavélica de los Castro. Quien lo conozca bien, verá el truco detrás de la falta proverbial de transparencia. Los Castro se vieron acorralados económicamente ante un eventual cambio en Venezuela, y probablemente idearon y ayudaron a diseñar la política del día de San Lázaro, entronizándola mediantelobbys, influencias académicas y mediáticas a través de agentes de opinión. ¿Por qué diecisiete meses de reuniones secretas?

Lo único que quiere ese régimen es obtener créditos de Estados Unidos –que tampoco pagará–, abusando de la ingenuidad y nobleza del pueblo norteamericano, quien decodificará el truco dentro de varias décadas, después de haber hecho engordar al castrismo año tras año a la vez que esperaba resultados diferentes.

¿Que no se quiere que Cuba colapse por un problema de seguridad nacional? Ninguno de los países comunistas que colapsaron significó un problema insoluble para sus vecinos. Menos lo sería la pequeña isla para el coloso del Norte. Pero si así fuera, señor presidente, hay otra ley, esta sí de Benjamín Franklin: “Aquellos que sacrifican libertad por seguridad, no obtendrán ni la una ni la otra”.

 

9 Responses to “La ley de la insensatez”

  1. Sam Ramos 5 May 2015 at 12:31 pm Permalink

    Excelente razonamiento y bien escrito basado en la experiencia real, palpable y confirmada.

  2. menendag05 6 May 2015 at 3:56 pm Permalink

    Sobre: LA LEY DE LA INSENSATEZ de Modesto Arocha
    Mayo del 2015
    Creo que ningún presidente norteamericano está facultado para definir las políticas comerciales de otro país. No obstante, en la práctica, si se intentó, con las leyes que sancionaban, no a los gobiernos por supuesto, pero si a las empresas que lo practicaban. Simplemente, como ocurre en el presente y ha sucedido siempre, lo que prima en estas decisiones, no es el sufrimiento, la postergación de los derechos o la tiranía política que aplaste a otra sociedad, es tan sencillo como el viejo principio capitalista: Costo-Beneficio. Cuando invierten sus capitales no lo hacen para “ayudar a Cuba” ni para financiar créditos de riesgo, simplemente, se trató de una especulación bien estudiada que de no resultar rentable no se materializaría.
    Si el embargo no era para lesionar al régimen, de veras que no tenga idea de cual era su objetivo. Insisto, excepto sus aliados, en particular Rusia y posteriormente Venezuela, en el resto lo que ha primado son las inversiones de capital en busca de réditos razonables.
    El secretismo de las negociaciones resultaba un principio esencial de la estrategia. Si le hubiesen dado participación a los Mambises locales hubiese sido necesario esperar medio siglo más.
    No dudo de la nobleza del pueblo norteamericano. De la misma manera que no creo para nada en la ingenuidad de los inversionistas. Triunfadores indiscutibles en la puesta en practica de su modelo, a nivel nacional e internacional. Les viste mejor el antónimo: malicioso o retorcido
    Un poco parafraseando a Franklin:
    Aquellos que pretenden sacrificar la posibilidad de un mínimo de bienestar para una sociedad colapsada y sufriente, priorizado sus aspiraciones personales de adueñarse del cetro, no obtendrán ni la una ni el otro.

    Pericles

  3. el inagotable 6 May 2015 at 9:03 pm Permalink

    Copio del autor de esta entrada:

    …Usted, señor presidente, ha hecho lo contrario, se ha dado por vencido, y lo ha hecho ante la inminencia del colapso de un régimen enemigo de su país..

    —–
    ???

    No se ve en parte alguna sennales de

    que la dictadura de la isla vaya a colapsar.

  4. Sam Ramos 7 May 2015 at 1:55 pm Permalink

    Proud to be Cuban? Read this and hopefully you won’t feel sick like

    Plundering America Read all 3 parts.

    http://interactive.sun-sentinel.com/plundering-america/index.html

  5. Sam Ramos 7 May 2015 at 10:15 pm Permalink

    Perdonen mi “copy and paste” pero este otro comentario responde muy bien al articulo:

    DE LEÓN A MONO…Y EL MONO AMARRADO

    Posted on May 7, 2015 by Nuevo Accion

    Por Marzo Fernández- para Nuevo Acción

    Sin dudas de ningún tipo, el gobierno comunista de Cuba está viviendo momentos de esplendor. Acaba de marcharse del país el canciller japonés, comprometiéndose con una larga lista de acuerdos y nuevas líneas de crédito. El próximo 10 de mayo Raúl se reunirá con el Santo Padre, y el 12 se reunirá con Putin y Mediedev, donde firmarán el ya conocido acuerdo de modernización de las Fuerzas Armadas Cubanas, así como el financiamiento de
    varios megaproyectos. Sin olvidar el recibimiento de Héroe Nacional que le fue conferido a Raúl en Argelia.

    Llegando a Cuba, Raúl tendrá la tarea de recibir la primera visita de un Presidente francés al país caribeño. ¿De qué hablarán y qué acuerdos firmarán? No se ha filtrado absolutamente nada. Pero el gobierno cubano sin dudas, explotará políticamente esta visita, que al seguro lo fortalece.

    En el ámbito local, a pesar de tener la naturaleza en contra, de que azotara al país. Un aguacero platanero, que hizo daños enormes; celebraron un grandioso acto el 1ro de Mayo, donde Maduro se comprometió a continuar ayudando al enriquecimiento de la nomenclatura, perdón quise decir al pueblo cubano. La doble moral siempre está presente, el domingo en la Plaza y el lunes en la Sección de Intereses, gestionando la visa. Y ¡manden que estamos ganando!

    En este contexto, han surgido en el exilio nuevas teorías muy interesantes, arropadas de un supuesto patriotismo que no permiten ni discusión, ni análisis, allá va:
    “El problema es entre cubanos y lo tienen que resolver los cubanos de allá. No se puede esperar nada del gobierno norteamericano. El problema es nuestro. Las libertades públicas, tenemos que luchar internamente por ellas”

    No es una valla en la calle 8, es una consigna, una orientación, una nueva guía de acción. Aunque parezca un anuncio político pagado no lo es. Desarmar a la oposición.

    En mi opinión, estaba convencido que el gobierno norteamericano era parte, y muy importante del problema cubano. Parece que ahora es “al pelo” y sin montura.

    Durante muchos años estuvo vigente y muy activo el famoso acuerdo Kennedy-Krushov, donde el gobierno norteamericano se comprometía a no aplicar ni permitir acciones para la desestabilización del gobierno
    cubano. Además y no es secreto que los guardacostas norteamericanos son los que cuidan las fronteras cubanas. Se ocupan de devolver a los que intentan huir por mar. Pero, ¿Quién paga la represión? Los familiares
    en USA que tienen que pagar un rescate para una familia secuestrada y sometida a la peor de las torturas, el hambre.

    ¿Quiénes son los principales suministradores de alimentos al gobierno cubano? ¿Quiénes se ocupan de reprimir a las patriotas cubanos que desde el exilio han intentado combatir al comunismo? ¿Se pueden olvidar a Santiago Álvarez, Ernestino Abreu, y muchos más que han pagado con prisión “el intento de ir a luchar por la Patria.”?

    Es una bajeza afirmar, que los cubanos que siempre se han mantenido en pie de lucha—la línea dura—son los responsables de que la dictadura permanezca en el poder por más de 56 años. Que no han logrado nada. Hay que ser cobardes, en vez de combatir a la dictadura. Lo hacen contra hombres dignos, que han estado siempre en disposición de ofrendar sus vidas por la patria—contra todos, siempre perseguidos—sin esperar ninguna recompensa, solo interesados en la libertad.

    Todos hemos sido testigos de la increíble afluencia de figuras públicas norteamericanas a Cuba a confraternizar con los dirigentes comunistas. Desde Paris Hilton, agricultores de Texas, hasta el gobernador de la capital del mundo New York. Y todavía afirman que no están ayudando a consolidar la dictadura.

    Y aún falta lo mejor. Se están afilando los dientes, al ser retirados de la Lista de Países Terroristas, el acceso a los créditos del Fondo Monetario Internacional y el Banco Mundial son inminentes. Ya se les va facilitando el camino.

    Prácticamente el mundo entero ayuda a los gobernantes cubanos, y que haya “personajes” que le nieguen la ayuda a los opositores bajo la consigna de “EL PROBLEMA ES ENTRE CUBANOS”. ¡Miserias humanas! El mundo entero debía de estar ayudando a nuestros hermanos en su desigual lucha.

    Esto parece una “yunta”; por una parte se les garantiza a los comunistas tranquilidad absoluta en Miami, represión total contra todos los patriotas. Se les devuelve a los asesinos espías. Se mantiene preso a Arocena, sin ningún tipo de derechos. El preso político que ha cumplido mayor condena en el mundo.

    Por su parte, en Cuba: La represión total, no hay tolerancia de ningún tipo. Sin compasión, da lo mismo hombres que frágiles mujeres que van en peregrinación a la Iglesia.
    Y ahora, el mensaje subliminal: “El problema es entre cubanos.”

    Solo me resta decirle a nuestros hermanos, que se encuentran en la jaula amarrados y sin recursos, que se cuiden más de los “amigos” que de los enemigos.

    JUEGUEN LIMPIO. SOCIALES, NO APRIETEN TANTO.

  6. Augusto de la Torre Casas 8 May 2015 at 3:24 pm Permalink

    La cuestión es tan simple que no acabo de entender por qué se habla tanto del asunto: Obama es el gran traidor y el peor presidente de la historia de su país y debería ser juzgado por sus leyes y que la justicia se encargara de hacerle pagar su altísima traición a su pueblo, al pueblo cubano y a los pueblos de América Latina. Lo demás es puro bla bla bla…

    Augusto Lázaro

  7. Hector L Ordonez 12 May 2015 at 8:06 am Permalink

    Augusto ha usted no le da pena da hablar tantas sandeces,no presuma de su ignorancia,por favor.
    Gracias.

  8. Hector L Ordonez 13 May 2015 at 2:38 pm Permalink

    Modesto en que mundo de maravilla,vive usted -,si hay errores le pido disculpa tengo el teclado defectuoso-Lo mismo que le paso a usted con su Chevrolet,me paso a mi con mi Ford,quize venderlo en tres milquiniento
    dólares,cuando paso el tiempo tuve,que venderlo en 500 dólares,o sea
    perdi tres mil dólares.y del colapso del sistema Castrista-que ojala sea hoy-llevamos esperando,56 anos,o sea que todos los métodos,aplicados por la oposición en Miami,Fracazo,y el único vencedor,fue el Dictador castro.
    mire señor Modesto,la Economía actual esta Globalizada,no estamos en los sesenta,ni los setenta ,ni los ochenta,estamos ya en el Siglo xxi
    respecto a economía,soplan otros vientos,muy distinto a los que piensa usted.El Gobierno Cubano,esta entrando en un escenario,que no hay vuelta atrás por muchas razones,si no cumple con los creditos entonces si se derrumbaria el sistema,caeria en un default, volver a estafar a Rusia,no es posible,la Economía Rusa esta en seria crisis,Venezuela,
    todos conocemos la situación Venezolana,otros países,nada pueden
    ofrecerles,son Economía del tercer mundo,entonces seria la China
    Comunista-que ya no es tan Comunista-Menos,si no hay garantía no hay nada.La historia nos ha ensenado,que estos regímenes,cuando hacen
    cambios tienden a desaparecer,y Cuba no seria la excepción,


Leave a Reply