23 July 2011 ~ 7 Comentarios

China y la Libertad

por Carlos Alberto Montaner*

Eric X Li

(FIRMAS PRESS) Eric X. Li ha escrito una inteligente defensa del modelo chino en The New York Times. El autor es un exitoso inversionista que opera en Shanghai. Está formado en Berkeley, en Standford y en Fundan University, una de las mejores instituciones académicas de su país. Conoce, pues, perfectamente bien el modelo capitalista de la democracia liberal norteamericana y el modelo de capitalismo autoritario que ha convertido a China en la segunda economía del planeta.

Su argumentación a favor del capitalismo autoritario chino la sostiene en las siguientes cinco premisas:

.- El gobierno, según las encuestas, tiene el apoyo mayoritario de una sociedad que progresa y tiene fe en el futuro.

.- Aunque el control está en las manos de un partido único, esa institución es una verdadera meritocracia en la que los mejores ascienden a las posiciones de poder, lo que le confiere legitimidad.

.- Es falso que la falta de libertad de expresión restrinja la creatividad y los impulsos innovadores de la sociedad: cada vez son más las publicaciones científicas y las iniciativas empresariales de los chinos.

.- Tampoco es cierto que el control autoritario del Partido Comunista genere más corrupción. Algunas democracias multipartidistas como Argentina, Italia o India son naciones más corruptas que China;

.- La clave del éxito de China está en el liderazgo del Partido Comunista y no en la economía de mercado. Si la economía de mercado fuera el elemento fundamental del progreso cómo se explica el atraso y la pobreza de países como Pakistán o Haití.

Es una lástima que Li dejara fuera de su análisis el tema de la libertad individual. La libertad no es una palabra vacía destinada a escribir versos en el día de la patria. Es el componente básico del bienestar emocional. Consiste en poder tomar decisiones racionales sin coacciones exteriores, basados en la información de que disponemos y los valores que sustentamos. Es la conquista máxima de la evolución que nos separó de las demás especies animales y progresivamente fue anulando el comportamiento derivado de los instintos o de la obediencia inducida por la ferocidad del mono alfa. ” 

“¿Libertad para qué?” se preguntó un día desdeñosamente Lenin. Libertad para decir, escuchar, leer o escribir lo que nos plazca; para seleccionar nuestros afectos; para rechazar o aplaudir; para intentar vivir dónde y cómo deseemos. Libertad para equivocarnos y levantarnos en la constante lucha por una felicidad que sólo podemos definir individualmente. Libertad para ejercer nuestras preferencias sexuales y para criar a nuestros descendientes de acuerdo con nuestras convicciones y valores. Libertad para ser coherentes con nuestros criterios íntimos y no tener que fingir unas adhesiones que no sentimos, conducta hipócrita que suele transformarse en malestar psicológico.

El autoritarismo, siempre artificial, dedicado a construir sociedades uniformes, es un cruel generador de disonancias en quienes lo padecen. He recurrido al ejemplo otras veces: ¿recuerda el lector lo que nos sucede cuando mentimos? El cuerpo se rebela. Nos sudan las manos y las axilas, aumenta la salivación, se acelera el corazón, la voz cambia, la gesticulación nos traiciona. Contrario a lo que dicen los cínicos, nuestra especie está biológicamente conformada para la coherencia y la verdad y ese comportamiento sólo se obtiene donde podemos ser libres y no estamos gobernados por un grupo de seres arrogantes que tienen todas las respuestas y dirigen nuestras vidas como les da la gana.

Es posible, en alguna medida, que el éxito económico chino se deba a la dirección férrea de un partido único. No es un caso excepcional. Es casi seguro que el salto a la modernidad de España y Chile tenga una relación directa con la mano dura de Franco y Pinochet, dos dictadores que impusieron ciertas reformas necesarias para dinamizar el aparato productivo de esas naciones, pero ése es sólo un aspecto del asunto. El objetivo no es ser un esclavo bien cuidado, próspero y sonriente. El objetivo, también, es no ser un esclavo.

Ojalá que los admiradores del capitalismo autoritario se den cuenta de que otro mundo es posible. A los chinos no debe serles muy difícil recordar que antes del reciente progreso de China continental, otros dos apéndices de esa cultura se habían abierto paso hacia el Primer Mundo: Hong Kong y Taiwán. Hong Kong, como colonia de Inglaterra, se hizo rica sin dejar de ser libre. Taiwán se fue haciendo próspero y, simultáneamente, su sociedad se desprendió de sus orígenes dictatoriales y se trasformó en un pueblo libre.

Li debiera saberlo: no hay que elegir entre la libertad y el progreso. Se pueden conquistar ambas metas. Otros lo han hecho.

*www.firmaspress.com

7 Responses to “China y la Libertad”

  1. Igor Paklin 24 July 2011 at 2:38 pm Permalink

    El sr Li es demasiado listo e inteligente, pero no necesariamente sabe de la Historia de China, sobre todo la parte mas critica, que trate de explicar como una Gran Civilizacion con MILENIOS por delante del resto del mundo, quedo tan rezagada en los siglos XIX, que practicamente vendian su exceso de poblacion como esclavos y el pais se repartio en “zonas de influencia”. Conczco varios chinos jovenes por relaciones de trabajo, y su vision general es “justificacion”. Hasta hoy dia, se inculca el odio a Japon casi como en Norcorea a los USA. En resumen, en China, hay solo una version de la historia, la Oficial, y esta, varia en dependencia de los intereses de la Elite. El exito chino se corresponde con al adopcion de normas occidentales y uso de adelantos cientificos tambien occidentales, obtenidos muchas veces de manera ilegal. No pagaron por el desarollo de esos avances, pero se benefician de su produccion.
    Hasta ahora, el exito ha sido proporcional a la descentralizacion que tenian hasta fines de los anos 70. Pero el sistema de eleccion de lideres, la MERITOCRACIA, les ha funcionado bien, este sistema no es unico en China, el mas famoso y mas conocido, es la Iglesia Catolica, con una jerarquia similar, otras instituciones de Meritocracia funcionales, son las Academias de Ciencia, donde el grupo existente determina quien tiene suficiente intelecto para integrarse.
    Pero los chinos, NO TENIAN este sistema con Mao, lo introdujo Deng Xiao, que no llego al poder por sus meritos precisamente, pero tuvo la inteligencia de crearlo. Los sucecivos grupos de lideres, no han tenido mucho problema en elegir nuevos miembros de la elite, solo tenian que pasar a retiro los ancianos y poner personas jovenes, graduados en Universidades Occidentales. El sistema actual ha durado muy poco y no ha tenido una crisis interna aun, y es en ese momento que se podra ver si es viable o no. Por lo que veo, la crisis surgira cuando dos grupos, con influencia economica y politica importante, tengan criterios muy diferentes y tengan que acudir al Ejercito para servir de “arbitro”.
    En 1450, la elite china, despues de explorar sus alrededores, concluyeron que eran el centro de la civilizacion, rodeados de barbaros y atrazados pueblos y que no valia la pena prestarles atencion ni aprender nada de ellos. Salieron de su letargo cuando los despertaron los canones de los paises occidentales. El sistema centralizado los habia hundido en 300 anos de retrazo, por tomar la direccion incorrecta.

    Saludos, Igor Paklin

  2. Sergio Botero 24 July 2011 at 8:36 pm Permalink

    Otro interesante ejemplo que contrasta o tal vez es similar al de la China continental es el de Singapur, que también es un caso de economía de mercado totalmente abierta al mundo en donde además hay un férreo partido único que no permite, o aplasta, o finge respetar la libertad de prensa y de asociación política en el pequeño país del sureste asiático. ¿Porqué entonces, es uno de los países más exitosos en todos los campos del bienestar ciudadano? Es decir, en transporte, energía, agua, servicios de salud y vivienda son de los primeros del mundo sin mencionar si quiera que tienen el segundo o tercero PIB per cápita entre todos los países. Se parece más al pinochetismo que a la democracia parlamentaria noruega. En cuanto a la aplicación de la ley, al igual que en la China, es implacable: No tienen piedad con los narcotraficantes. Pero los chinos en cambio sí tienen unos índices de corrupción inmensos en el gobierno, contrario a lo que dice Eric X. Li. El de Singapur en resumen, es uno de esos casos paradójicos y sería muy bueno que Carlos A. Montaner u otros analistas dijeran su opinión al respecto.

  3. MoBiz 26 July 2011 at 1:38 am Permalink

    Estimado Carlos, me ha gustado tu artículo.Llevo muchos años viviendo en China, pero no me voy a enrollar. ¿Sabes cuál es el problema? que al chino eso de la libertad le importa un pimiento, ni se lo plantea, a él lo único que le gusta es hacer dinero, cuanto más mejor, y es en lo único que ocupa su tiempo.

  4. Maximiliano Herrera 26 July 2011 at 10:09 pm Permalink

    Buenos dias a todos.
    Excelente respuesta de Carlos Alberto Montaner que con buena sintesis y cohesion nos recuerda en pocas palabras de donde venimos y a los que
    tenemos que aspirar como ser humanos.

    Voy a tratar de ser menos sintetico y demoler los 5 puntos del senyor Li uno por uno:

    1-Las encuestadoras mismas en China no tienen ninguna libertad para organizar encuestas transparentes y los ciudadanos chinos estan aterrorizados
    con expresar criticas aunque se le pida que lo hagan (? recuerdan lo que hacia Mao con los estudiantes ? Les invitaba a expresar criticas libremente luego castigaba a los que criticaban !)
    Pues esa estadistica no vale nada, es como una eleccion de partido unico.

    2-Los mejores…uhm….? pero con que criterios el Partido Comunista Chino define a un politico “bueno” ?
    Sin duda hay personas preparadas ,sino China no estaria creciendo a ese ritmo, pero un politico ser bueno para el Partido Comunista incluye la fidelidad al partido y a ser dispuesto , si necesario, a masacrar docenas de miles de inocentes.Prueba de ello es el golpe de palacio que
    ocurrio en los dias de las protestas de Tien An Men cuando los “duros” del partido aniquilaron a la linea democrata y finalmente autorizaron esa espantosa masacre)

    3-Eso no es una prueba, querido Li. Una persona con tantas graduaciones que hace una falta de logica de segundo anyo de primaria.
    ? Quien no te garantiza que con libertad de expresion ,esos logros que citas (publicaciones cientificas e iniciativas empresariales no crecerian aun mas ?)

    4-Bien lo has dicho. ALGUNAS. Estas escogiendo las mas fallidas. Que tal empezar por encima, por los paises menos corruptos del planeta:
    todos pertenecen a paises democraticos con una sola excepcion (! que por eso confirma la regla !) : Singapur.
    Aqui aprovecho para decirle a Sergio que en mi humilde opinion Singapur es una excepcion y como tal va a quedar unica, por su geografia,tipo de economia, tipo de sociedad y etnicismo e historia. Jamas se puede pensar de lograr lo mismo en escala 1:1 million en China ni siquiera en escala 1:10mil (estoy poniendo numeros asi como ejemplo) como Malasia (que tiene un indice de corrupcion no altisimo, pero mediano).

    5-Haiti y Pakistan no me parecen los mejores ejemplos de economia de mercado. Son ejemplo de chaos total. No hay libres mercados, hay mafias. Hablemos de Chile, porque no de Brasil,
    de Peru, o mejor de Japon, Taiwan o Corea del Sur si queremos acercarnos mas geograficamente.
    Note querido Li que como justamente hace notar C.A. Montaner, tanto Taiwan cuanto Corea del Sur cuando han pasado de la dictadura a la
    democracia hace 2 decadas, han experimentado un incremento sustancial en el crecimiento economico y una diminucion sustancial de la corrupcion.
    Sin duda China esta mejor administrado que Vietnam y que ese ultimo creceria a un 15% anual si tuviera dirigentes chinos en vez que
    vietnamitas,pero si tuviera dirigentes coreanos probablemente creceria a un 15% o mas y tendria ,de gracia ,democracia y libertad tembien.
    Pues, amigo Li, una vez mas, no estas en lo cierto.

    ? Alguien quiere traducir mis cinco puntos y pasarlos a nuestro amigo a ver que mas nos inventa ?

    Pido perdon por la falta de acentuacion, yo tambien estoy en el sudeste de Asia y mi teclado es bastante diferente.

  5. marco antonio chea 26 July 2011 at 10:57 pm Permalink

    para los que definden solo la economia y no la libertad podrian ponerse en el lugar de los practicantes de falun gong

  6. Maximiliano Herrera 27 July 2011 at 3:23 pm Permalink

    Comprendo el punto de Mo Biz porque he vivido mas de un lustro en un pais del sudeste asiatico que esta bajo una dictadura militar con economia de mercado, aparentemente bie organizada pero muy corrupta y que comparte muchisimos valores con China. Pero hay tambien podria rebatirle las razones del porque APARENTEMENTE (subrayo) a los chinos parece no importarle un comino de las libertades. Asi parece, pero no es. Es un asunto largo de discutir, y aqui no hay espacio, pero todo radica en la educacion y el constante lavado de cerebro al cual cada ciudadano es sometido en cada INSTANTE de su vida por ese sistema DIABOLICO que si’, en eso estan bien organizado, en tratar de transformar las personas en robots desde que nacen. Lo que he visto y escuchado en este lustro no se podrea creer si uno no lo vive (y asi que he viajado por 107 paises, no soy propiamente un turistita). Recuerden una frase celeberrima: Todos nacemos genios, mas muy pocos sobreviven a la escuela. Los dirigentes chinos y tailandeses lo han entendido muy bien este concepto y lo han usado para su propria ventaja.

  7. G.Lopez F. 3 September 2011 at 10:22 am Permalink

    Muy bueno el enfoque que pone en toda su perspectiva el puro crecimiento economico.


Leave a Reply